¿Está cambiando España su política energética?

Seguro que ya lo sabe todo el mundo. Por lo menos todo aquel al que le interese el sistema energético español.

 

Si, se cierra Garoña. Una de las más ilustres centrales nucleares de nuestro país se cierra definitivamente.

 

Garoña se cierra por varios motivos. El primero de todos, y el de más peso, es que ya tiene 47 años, las inversiones para que se vuelva a poner en marcha no son pequeñas.

 

El segundo y no menos importante es que productivamente hablando no es un gran generador, de hecho su potencia instalada es de 461 MW. Aunque a priori esto pueda parecer muchísima potencia, habría que hacer comparaciones, poniendo como ejemplo el parque eólico de El Andévalo (Huelva) que tiene una potencia de 296 MW, nos damos cuenta de que no dista mucho en potencia uno del otro. Además habría que añadir que los parques eólicos a pesar de su mantenimiento, no llegan ni de broma a los costes de mantenimiento de una central nuclear. Y tampoco hay que olvidar que evidentemente estos últimos no dejan residuos nucleares, es decir no son contaminantes.

 

De hecho, las nucleares en España suponen el 20% de la producción total y una potencia total instalada de mas o menos 7.000 MW. Las renovables ya llegan al 48%.

 

¿Puede ser el cierre de Garoña un indicio de que España está cambiando su política energética?

 

Pues en principio parece que no. De hecho el gobierno no se ha pronunciado en esta materia. Pero si leemos entre líneas parece que el tema de la energía va a tener unos años un poco más moviditos que los anteriores. De hecho desde el pasado mes de Julio vuelven a concederse primas por las renvables. Y algo que parece va a condicionar todo este cambio en materia energética, e impulsará bastantes cambios será el vehículo eléctrico.

¿y vosotros, qué pensaís?

 

Escribir comentario

Comentarios: 0